El niño del Arbol de la Vida

23/02/45

Renacimiento

ed9f0125b617a3bf6fe8e3fe3754ffa1

Un alma se encuentra entre la vida y la muerte.

En medio de la brecha que divide la existencia.

Se escuchan sirenas, se escuchan gritos, se aprecian llantos.

Los latidos de un corazón casi en coma se encuentra a punto de romper en silencio.

En ese mismo instante, la luz se apodera del espacio.

Y en paz, su alma se eleva hacia el infinito.

¿Donde estoy? Se pregunta.

¿Hacia donde voy?

¿Estoy despierto o me encuentro soñando?

Dios, guíame. (Repite sin cesar)

En el poderoso silencio del infinito, se aprecia una voz susurrar, y entre un destello, logra ver un Ángel.

Una luz extraña, muy poderosa. Con el simple contacto y presencia, la paz se apodera de su espíritu.

¿Quien eres? Pregunta esta alma tan inocente.

Soy tu guía, tu maestro. Me presento gentilmente ante ti. Mi nombre es Miguel, y soy el ángel del amor.

¿Porque estoy aquí? Pregunta muy confundido. Casi incrédulo.

Y el ángel responde:

Porque no era tu hora de partir,te has llenado de angustia, de vacíos, de dolor, de un mal que se apropio de ti completamente.

Te has alejado de tu ser.

Te has entregado a la muerte sin completar tu misión en la tierra.

Y ahora…debes volver.

¡No! Si estoy muerto, primero debo ver a Dios. Responde su Ego con firmeza.

Y el ángel, con su postura llena de luz, responde:

Dios te ha dado la mente y el cuerpo para recibir las Ideas divinas del Padre

Te ha dado sentimientos para irradiar lo que es útil, constructivo y bueno.

Te ha dado oídos para oír la armonía de la Luz Interna, la voz del Maestro.

Eres parte del universo.

Y tu, tu te has negado, te has visto completamente ciego.

Esta es tu oportunidad para volver a la tierra en un nuevo cuerpo, y así, finalmente completar tu misión.

Naceras del Árbol de la Vida. Seras las raíces y las flores, seras el perfecto Sol y la tan dulce Luna.

Seras todos los elementos.

Seras todos los animales.

Seras uno, conformando el universo entero.

Seras el pequeño detalle que describe a la Vida misma.

El llamado a la Alegría, la voz de la Paz y el guía hacia la Libertad.

¡Seras luz! 

Debes trasmitir un mensaje a la humanidad. Y lo debes buscar en tu interior.

La esperanza habita en la profundidad misma de nuestra alma.

Debes Guiar, y cultivar el amor, así finalmente conocerás al majestuoso, divino e inmenso Dios.

Es tu elección.

Cuando estés preparado y hayas realizado tu misión en la perfecta y divina Madre Tierra…

Nuestro Padre te estará esperando.

Ahora, solo debes volver.

“El angel no hablaba, parecía como si cantara.”

Hay algo que debo decirte, y es que no tendrás memoria, no tendrás pasado. No sabrás quien sos, no sabrás donde estas, te encontraras confundido. Atónito. Pero no te asustes. A veces sentirás que pierdes el camino, te sentirás perdido y las tormentas se apoderaran de ti. El mal muchas veces ataca, pero no lo dejes vencer.

Yo estaré aquí, dentro tuyo.

Ahora Hermano…

Volverás a nacer.

Solo debes seguir tu camino y escuchar la voz dentro de ti.

Yo siempre voy a estar acompañándote, no lo olvides.

En las noches, solamente debes llamarme y ahí estaré.

Ahora…solo cierra los ojos, y que la Luz te ilumine, que la Luz te guié…

Renacerás

QUE ASÍ SEA..

23/02/45

De vuelta en la Tierra.

El tiempo se detiene, la nubes dejan de avanzar, la luna se encuentra estática con su reflejo en el mar… esperando el momento del perfecto milagro.

Pareciera como si el planeta dejara de girar, y como si en el espacio se pudiera apreciar, un pequeño destello volar que hacia bailar las estrellas de la noche.

Toda una energía parecía vibrar.

Las raíces del Árbol de la vida comienzan a florar, dándole cobijo al niño que esta a punto de nacer.

Las flores lo abrazan, y los animales caminan para acercarse en Paz.

Un rayo de luz se apodera del espacio, y en el preciso momento donde el tiempo se detiene, una criatura muy pequeña entre las ramas se logra apreciar.

La primera sensación que logra sentir esta pequeña alma, tan inocente, es la soledad.

Entre lejos se escuchan pasos que se arriman cada vez mas.

En la inmensa oscuridad de un bosque apartado, una pareja de ancianos humildes se logra contemplar

Que como todas las noches, se acercaban al Árbol de la Vida, a orar, a agradecer, a encender el fuego eterno que se encuentra en su espíritu.

Ella es Clelia, una mujer bondadosa, que entrego su vida a la caridad, a la beneficencia, y  a la entrega absoluta de su amor para quienes lo necesitaran.

Una persona llena de luz.

Lamentablemente Clelia, nunca pudo engendrar su propio Hijo, pero fue agradecida, por conocer el Amor de Dios.

Y firme, con el hombre de su vida al lado, tomados de la mano, encuentran a este pequeño ser de luz, a este pequeño niño, que en sus ojos se lograba ver el reflejo del Amor.

La alegría inundo sus corazones, sus ojos se llenaron de lagrimas, y tomándolo en sus brazos, miraron hacia el infinito, y entre lagrimas puras, le agradecieron al Universo mismo.

Un nuevo ser habia llegado a sus vidas.

Juan pregunta dirigiéndose a Clelia:

Clelia, ¿Que haremos? ¿De quien sera este niño?

Y en el silencio sepulcral de la noche, una suave voz se escucha decir:

Clelia, tu que has dedicado tu vida al bien, tu que nunca te has quejado, tu que siempre has agradecido lo poco que te hemos dado. Esta, sera tu recompensa. Y la respuesta a tu total vida de entrega.”

Criaras a este ñiño como si lo hubieras engendrado, seras su madre y su maestra, y lo guiaras, por el mismo camino, que tu has pisado.

Clelia, el es Amor, y debe cumplir su Misión.”

Arrodillados, manchando sus rodillas de barro, cobijando a su niño, dan gracias a Dios y parten rumbo a su hogar.

En el camino, llenos de sonrisas los 3, Clelia, acobijando a su hijo entre sus brazos , dice: Te llamaremos “Manuel”.

Seras Manuel el aprendiz del Amor.

5 AÑOS DESPUÉS:

11/11/50

Manuel, ese pequeño niño lleno de esperanza, ojos color café y una mirada tierna acompañaban a la luz del día.

Un joven tranquilo, solitario, lleno de contención y amor por parte de sus padres.

Un día, como cualquier otro, Manuel le pregunta a su madre, también preguntándose a si mismo:

¿Quien soy?

Tu eres Amor hijo mio. Nunca te olvides de eso. Responde Clelia con una profunda paz que siempre la acompañaba.

¿Amor? Pregunta Manuel.

Si hijo, el mismo Amor que compartimos nosotros, el mismo amor que le tienes a tu padre. El mismo amor que le tienes a los animales, a la naturaleza, a la gente que te rodea, al mundo. A cada detalle que conforma el Universo. Eso es el amor hijo. Y tu, tu eres eso. El Amor que viene al rescate.

3 AÑOS DESPUÉS:

11/3/53

Los padres de Manuel eran personas muy espirituales, muy sabias, en todos los aspectos.

Y siempre lo guiaron por un camino de sabiduría, su padre siempre muy sereno, le enseñaba a tocar el piano, le hablaba sobre el amor, la libertad, la esperanza.

 Le hacia leer novelas, cuentos, filosofía, espiritualidad, y muchas cosas mas.

Le aconsejaba, siempre, y le ofrecía respuestas de una manera muy sabia y serena.

Era un hombre de bondad, con un espíritu puro.

Manuel ya tenia 8 años e imaginaba cosas increíbles!.

“Que hermosa que es la vida”

“Que hermoso es todo, que hermoso es el Amor, ¿no Padre? Dice Manuel

¡Sin el Amor no existiríamos Padre!.”

Si hijo, responde Juan, alegremente de escuchar esas palabras.

Mira al universo, con una mirada casi perdida, y sonríe de felicidad por Manuel.

Por su parte, este pequeño niño tan curioso, este pequeño ser de Luz experimentaba muchas sensaciones.

Habían cosas que no lograba controlar. Siempre se encontraba muy confundido.

Noches donde lloraba tapado sobre una cobija, sentía un dolor en lo profundo de su ser, pero no le encontraba una explicación.

Sentía, pero no entendía.

Habían noches donde solo miraba la luna con el fin de poder entender cosas que todavía no podía procesar.

A veces solo sentía el deseo de querer escapar solo por sentirse ajeno a lo que lo rodeaba.

¡Es el Amor frente a la guerra!.

Experimentaba sensaciones extrañas, y algo dentro de el le estaba hablando.

Solo que aun, no sabia escuchar.

¿Realmente donde estoy? Se preguntaba. Y una pequeña lagrima llena de esperanza recorría su perfecto rostro.

¿Quien soy?

Se repetía así mismo constantemente.

Algo dentro de el no lo dejaba tranquilo. Y las dudas a veces parecían sobrepasar su mente.

Pero aun así, Manuel era feliz. Su alma se encontraba en armonía…

Porque algo dentro de el, le brindaba paz.

“Todo esta dentro nuestro esperando, como una chispa que espera ser fuego. Quien busca, encuentra. Busca en tu interior y encontraras la verdad”

8 AÑOS DESPUÉS:

¡Manuel ya es casi un hombre!

Y también, así comienzan a surgir montones de cosas.

¡Han pasado 8 años!

Habia cruzado por tormentas muy grandes, había atravesado sensaciones completamente nuevas para el.

Se sentía muy distinto.

Y

Todo era un desafió.

Incluso sensaciones que no quería sentir.

A veces se encontraba un poco perdido….

Conoce la amistad, el entiende que el concepto de amistad va mas allá de todo, y siempre, pone por sobre todo…

El Amor.

Conoce la desilusión y el odio.

Conoce vivir en la humanidad.

Finalmente, se siente una criatura de Luz en un mundo de frialdad.

Le cuesta entender el mundo…

Atraviesa una adolescencia complicada, llena de marcas horribles, remordimientos, personas que solo querían hacer mal. Ajenas a su hogar.

Conoce lo real de vivir en la realidad.

Conoce la crueldad que habita en este lugar.

Conoce con mucho detenimiento la oscuridad.

En las noches le rezaba a Dios que le de fuerzas.

Las lagrimas recorrían su habitación y habían días, donde todo se volvía oscuro.

Pero Manuel, siempre se guiaba solo por las señales que le daba el Universo que siempre nos escucha.

La angustia recorría cada una de sus venas, y a veces todo se volvía muy extraño.

Es que, no entiendo Padre. ¿ Porque el humano se trasformo en esto? 

  • Hijo, en el mundo existe el bien y el mal, existe el odio y el Amor, existe la Luz y la oscuridad. Pero vos hijo, vos sos luz. Tu debes iluminar. No te dejes engañar. Le responde su Padre.

Y con una mirada de paz, Manuel y Juan se abrazan.

Se abrazan con tanto Amor que logran curarse entre ellos y una energía color violeta vibraba por toda la habitación.

Tanto Clelia como Juan, siempre lo acompañaron y lo aconsejaron, y siempre le repetían que solo debía guiarse por el perfecto y hermoso Amor.

23/11/61

Un día, como cualquier otro, Manuel solo caminaba por la calle dirigiéndose al lugar donde practicaba piano, en una orquesta.

Recuerdo que era una calle empedrada por que siempre tropezaba,

El sol brillaba de una manera esplendida, y con una sonrisa, contemplando la luz de la vida, saludaba a su paso, a una señora anciana.

¿ La ayudo con esas bolsas señora ? Decía Manuel.

“No, gracias hijo, muy amable.” Con una sonrisa que acariciaba su rostro.

Finalmente abre las puertas del teatro y entra de un salto.

Y como si fuese que un susto lo detiene…

Ve una mujer, una mujer realmente hermosa. Con unos ojos que brillaban como la luna. Sus cabellos parecían rayos de sol,y su cuerpo era perfecto, como la estela de una estrella fugaz.

Manuel automáticamente queda atónito.

De esos amores que son a primera vista.

Su corazón comienza a acelerarse, y sin saber el por que, su estomago empieza a cerrarse.

¿ Que me pasa ? Se pregunta.

Mis manos sudan, estoy nervioso, esa muchacha es hermosa y me encantaría poder hablarle.

“Pero no soy fuerte, no soy fuerte” Piensa en su mente Manuel con un poco de melancolía.

Una fuerza incontrolable lo empuja hacia adelante y salta al vació, salta al Amor.

Manuel: Hola! que hermoso haberte cruzado. ( Con una mirada tímida y un pulso acelerado) Me presento, mi nombre es Manuel, pero podes llamarme como quieras. Estudias piano aquí?

Ella: Hola! (Responde con emoción) Mi nombre es Silvia, un gusto conocerte ! Puedo llamarte Ma? (Riéndose con inocencia)

Si, estudio piano aquí hace unos meses, extraño no habernos cruzado nunca, no?

Manuel: Si! (Con una risa de esperanza) (Se lograba ver la energía en el ambiente, ese pulso energético que genera el Amor.)

Sisi, hace años estoy en este conservatorio y nunca antes te había visto. Responde Manuel.

Me gustaría decirte algo, sos una mujer muy hermosa, no se si alguien alguna vez te lo había dicho. (Con timidez)

Tenes unos ojos llenos de luz… Y espero algún día volver a cruzarte Silvia.

Realmente espero volver a cruzarte.

Ahora, debo irme, estoy apurado.

(Se dan un beso y Manuel se retira).

Silvia se detiene  para apreciar que en el momento en que Manuel se fue apurado, dejo caer una nota de su bolsillo. Algo así, parecido a un papel usado.

Inmediatamente corre a buscarlo y lo levanta.

Mira hacia Manuel, pero ya se había ido.

Y con una mirada un poco desesperanzada, lee:

Decía simplemente ” Roma, y conjugado al revés, Amor.”

Creyó que quizás, se dirigía a Roma.

Y el Amor? (Se cuestiona)

Entre pensamientos fluctuante e imágenes detenidas, mira al vació y se enciende por la luz fugaz del amor eterno.

1/12/61

Manuel no dejo de pensar en Silvia, algo que nunca habia sentido, y fue el amor hacia una mujer.

¿ La extraño ? Se pregunta.

¿Que es esto que siento?

Recurre a su madre en busca de respuestas a sus dudas, a sus emociones…

Madre! Eh conocido una chica, y es extraño lo que siento, nunca antes lo habia experimentado.

Siento un Amor, pero es muy profundo, la primera vez que la vi no pude controlarme Madre!

¿ Que hago ? Repite.

Clelia, con su voz tan suave, y su mirada tan llena de alegría, le contesta…” Hijo, debes hacer lo que dice tu corazón, debes ser bueno, el Amor de pareja a veces trae mucho dolor y complicaciones.

En este mundo la gente no siente el real Amor, pero tu hijo, hijo mio, lo conoces mas que nadie. Entonces haz lo que dice tu alma, y aunque no la conozcas, si lo sientes, ve por ella Hijo.”

Te amo.

23/12/61

Ha pasado un mes y Manuel aun no ha podido sacarse a Silvia de su mente, ni tampoco la ha cruzado.

Siente un profundo deseo por volver a ver, siente emociones nunca antes sentidas.

Se siente feliz por haberla visto y tan solo el recuerdo de su rostro le saca una sonrisa.

¿ Estaré enamorado ? Se pregunta…

Se siente un poco triste a veces por el miedo a no verla jamas.

Se detiene y piensa.

Mañana es navidad, y aquí festejamos navidad!

Así que, la veré, y la sorprenderé.

Y suspira con melancolía…

24/12/61

Es navidad y la luces de la ciudad comienzan a iluminar cada vez mas.

Hoy es mi idea, repite Manuel.

Se levanta de la cama y ya preparando todo para su día tan especial. Se llena de alegría.

No por que sea navidad, si no, por que vera a Silvia.

Pasan las horas, Manuel esta feliz por volverla a ver, se prepara y no deja de pensarla.

 Va y corta flores, compra una caja de bombones y una entrada para el teatro a ver a una orquesta muy famosa, luego de navidad.

Festejaban navidad todos los músicos, juntos en el conservatorio..

11 PM

Y Silvia aun no ha aparecido.

Manuel se siente un poco desconcertado…

Y repite en su mente “¿ Vendrá ?

Y dentro de el, siente un profundo Miedo.

11:32 PM

Manuel toma una silla, se sienta con sus obsequios y una copa con agua. Y solo espera, con una mirada triste y desamparada.

Y otras vez…vuelve a sentir la soledad.

12:23 AM

Manuel festeja la navidad con sus compañeros

Pero no ha podido conocer con profundidad a Silvia, y el recuerdo de su rostro solo queda en su memoria, como la luz de la luna.

Un recuerdo que se desvanece, como si el viento pareciera borrar la memoria.

La tristeza, la decepción se inundan de el, y otra vez, se siente desamparado.

Que feas emociones. Piensa profundamente…

23/2/63

Es el cumpleaños de Manuel!

Cumple 18 años y así como creció experimento montones de cosas.

 Vacios, preguntas, una persona muy sensible dentro de un mundo que lastima.

¿ Quien soy ? Siempre se preguntaba.

¿ Padre, hacia donde voy ?

¿ Porque el humano es asi ?

¿ Que nos pasa ?

Como si las dudas lo mataran.

Atravezo montañas muy altas, se encontró con sombras que tuvo que pelear, nado por ríos muy extensos.

Y cuando ya no podía casi respirar, una luz renovaba su espíritu, y otra vez, volvía a nadar.

A veces esos mismos ríos se volvían desiertos, donde pisar quemaba… donde el calor era tan fuerte que agotaba.

Caminos donde la niebla gobernaba y lo desgarraba.

Largos senderos donde sus ojos estaban abiertos pero no lograba ver nada.

El calor del espíritu y la energía del ser, lo volvían a hacer nacer.

Por cada lucha, Manuel se volvía mas fuerte.

Que hermoso que es el Amor decía con una voz suave.

Que hermoso es sentirlo.

Apagaba fácilmente las sombras con su luz intensa.

Y dice…

Que extraño que es el mundo Padre,

 ¿ En que nos convertimos los humanos ?

Los días transcurren y Manuel con el tiempo va experimentando un desarrollo en su ser.

Comienza a sentir mas con el alma que con la mente.

Algunas dudas que tenia ahora tienen respuesta.

De apoco, comienza a sentir su camino.

No logra recordar nada, pero siente a su Guía, y sabe muy bien, que el es Amor.

Amor puro.

Manuel comienza a experimentar un mundo nuevo.

Se da cuenta, que hoy, es una persona completamente diferente.

Se da cuenta de todo!

Otra vez, se encuentra conectado con La Luz.

Entiende que siempre del Caos nace la vida.

Y experimento, literalmente, el constante renacimiento de nuestro ser.

Murió y volvió a nacer.

Y acá esta otra vez…caminando entre nosotros para hacer bien.

Para que finalmente, entendamos que hay una chispa dentro nuestro que debemos encender.

Y que todos formamos una pequeña parte del Arbol de la Vida.

11/5/63

Manuel se encontraba leyendo, en una tarde apagada, fría. Sentado frente al fuego siente un profundo sentimientos de tristeza.

Observa las llamas, que tantas veces llaman con detenimiento. Sus sentidos se encontraban perdidos, y el libro había caído de su mano como si sus fuerzas se hubieran esfumado.

Y en el absoluto silencio, Manuel con una fuerte mirada en el fuego, logra escuchar una voz susurrar:

“Debo irme,hijo”

Al instante entra su Madre dando un fuerte golpe con las puertas y Manuel se asusta.

“Madre, que pasa” 

“Madre” Repetía.

Clelia se encontraba en un estado donde no podía hablar, no podía respirar, su mente estaba en blanco, y parecía, como si fuese a desmayarse.

“Los golpes bajos que nos da la vida.”

Manuel toma a su Madre del brazo y la abraza.

Madre, que ha pasado? Pregunta.

Tu Padre hijo, tu Padre esta muy enfermo. Debes ir a verlo, llora por ti.

Ve, corre a ver a tu Padre, Hijo mio.

6 PM

Manuel partió rumbo a ver a su padre.

En el camino no dejaba de llorar e imágenes lo inundaban. Se sentía completamente lleno de emociones, melancolía, un amor que se iba.

Dudas, desesperación.

Recuerdos que volaban como el viento por su mente.

Y se pregunta..

¿Que es la muerte?

Finalmente llega a su casa, y entra desesperadamente en búsqueda de su Padre.

Se arrodilla a su lado, su padre postrado en una cama casi sin aliento.

Paredes violetas y un aroma a estrellas.

Y…

Entre lagrimas, le pregunta a su Padre:

¿Porque Padre? ¿Porque te vas? ¿Porque me dejas?

Veo tanta tristeza, tanto odio , tantos sentimientos negativos que quiero retirarme Padre. ¡ NO LO SOPORTO! grita exhausto.

Le proclamo a Dios su ayuda.

Quiero generar un cambio pero me veo encerrado en una prisión por la negación del ser humano, Padre.

¿ Porque ?

¿ Por que estamos encerrados en nuestro propio mundo ?

¿ Porque estamos encerrados dentro nuestro ?

Por que habiendo tanta belleza en todos lados, tanta libertad, tanta dulzura, tanta felicidad, ¿no lo ven?

¿Para que tienen espíritu? Para que tienen sentidos.

El poder de SENTIR.

Están despiertos pero dormidos, su conciencia se apago, su poder del amor se perdió.

Su fe, desapareció.

Padre, veo cuerpos vivos sin contenido sustancial, esencial.

Veo cuerpos vivos y espíritus muertos, caminando, corriendo, buscando exhaustos algo que esta dentro suyo.

Y no lo comprendo Padre, no lo comprendo. Solo quiero escapar…y ahora vos te vas.

Me duele ver y escuchar Padre.

Me duele.

Todo es un caos.

“Llora desconsoladamente”

No puedes irte aun Padre, tengo muchas dudas y tu siempre fuiste mi consejero, tu siempre me brindaste las respuestas.

Y hoy, hoy estoy muy confundido.

No puedes irte Padre, no me dejes.

Juan, casi sin aliento, entre lagrimas en los ojos y con una profunda serenidad de luz, le responde a su hijo:

Hijo mio, aunque tu no sepas verlo, ya estas preparado. Has atravesado muchas cosas y esas mismas te han construido en lo que eres hoy. Nunca te olvides que tu eres Amor, y que la luz siempre va a estar contigo. Yo solo fui quien te cuido hijo, pero tu, eres hijo de la Luz.

Solo me estoy yendo de aquí, pero ya nos volveremos a ver.

Las enseñanzas que yo y tu Madre te hemos brindado están en lo profundo de tu corazón. Busca dentro de ti Hijo, y encontraras las respuestas que necesitas.

Piensa en tu guía, y escucha a Dios hijo mio.

Escucha a Dios.

Todo estará bien. Tu eres Amor.

Ahora yo solo debo irme, pero ya nos volveremos a ver. Y siempre voy a estar a tu lado acompañándote, no sientas miedo, aunque a veces sea difícil. Siempre piensa en el Amor y actúa con el espíritu. 

El mundo esta lleno de cosas malas Hijo mio, esta lleno de cosas horribles, pero el bien siempre gana, debes saber sobrepasar todo eso y enfrentar el dolor.

Y nunca te olvides Manu, que del caos nace la vida.

La oscuridad con luz se apaga.

El odio con amor se cura.

Y la vida hijo, la vida es hermosa. Disfrútala. 

Siempre voy a estar con vos.

Dios te guiara por que tu eres su hijo.”

El viento sucumbe por todo el ambiente, por un instante la luz del día se vuelve noche, y las estrellas no dejan de volar a una velocidad inmensa.

El tiempo otra vez se detiene y es el Amor quien gobierna en el espacio.

Los ojos de Juan comienzan a cerrarse, y entre suspiros y lagrimas. Manuel abraza a su padre…

Se escucha decir en el silencio absoluto…

“Debes seguir tu camino, escucha a Dios y siempre estaré contigo, Adiós Hijo mio”

Una luz fuerte resplandece…

Y de pronto, todo se apaga.

¿ Donde estoy ? Pregunta Manuel confundido.

¿ Eh muerto ?

Y entre el viento que acariciaba y hacia flotar sus pelos se escucha una voz.

Una voz fina y casi silenciosa.

Como si el deslumbrante viento hablara.

 El espacio se apreciaba apagado. Pero en medio de eso, una luz palpitante brillaba.

Cada vez mas se alejaba, y a su paso también se agrandaba.

Estoy volando! Pensaba Manuel

Y en ese pequeño instante, un rayo se apodero de el.

Ve una luz muy brillante y no logra entender.

Era tan brillante, que parecía el mismísimo sol

Ante vos me presento, soy un Angel. Y me llaman Gabriel.

¿ Que es lo que esta pasando Gabriel ? ¿ Donde me encuentro ?

Has llegado a un momento de tu vida donde has encendido el fuego, el fuego eterno que siempre habito dentro de ti.

Te has transformado en una Mariposa y cumplido todos los ciclos, te estas volviendo luz! Dice el Angel.

La muerte de tu Padre a marcado en tu ser, la transformación que hacia necesaria.

Siempre fue un hombre de luz y te enseño cual es el camino.

Ahora tu, solo debes transitarlo.

Yo siempre estuve observándote, y siempre me encontré ahi para vos. Inclusive, en los peores momentos.

“Yo soy tu luz en la oscuridad.

Soy tu sol de primavera.


Soy el agua, que apaga el ardiente fuego que te quema.”

Estas aquí para perder tus miedos, y estoy aquí para enseñarte la Verdad.

Eres un ser de luz e iluminaras.

Iluminaras…

Solo debes Amar…

Has vuelto a la tierra, has renacido para cumplir tu misión. Y es trasmitir un mensaje.

Lo sientes dentro de ti, o no? Cuestiona inocentemente Gabriel.

Si! Siempre lo senti, muchas veces me encontre perdido y no sabia hacia donde ir, pero es tiempo de seguir el sendero. Respondia con mucha emocion Manuel.

Debes liberar a la humanidad de sus cadenas, debes hacer ingresar el Amor en lugares Vacios, debe Iluminar en terrenos de oscuridad.

Debes hacer honor a la palabra del Universo, de Dios, y lo harás.

Lo harás…

Por que tu Manuel, eres luz, y siempre lo seras.

Es tiempo de que marches solo, es tiempo de que te encuentres en libertad.

Es tiempo de despertar.

Es tiempo de Amar.

Debes despertar a la humanidad…

Y vos Manuel, eso debes enseñar.

Debes enseñar el Amor.

Y el Angel se retira…

Hay una pausa, donde Manuel vuelve a la realidad.

Donde comienza a sentir las raíces de un majestuoso Árbol emerger por sus extremidades. Y por fin comprende, que la sabiduría y su nacimiento, emergen del Árbol de la Vida.

Se siente feliz, se siente en armonía. 

Encontró su camino, y a su propio Guía.

Es momento de dar el salto! Piensa en su mente.

Su espíritu se eleva hacia el infinito de la alegría, y cultiva por completo el Amor en su Vida.

Se que sera un camino difícil, se que cosas no me gustaran, pero al fin, estoy siguiendo la verdad.

Y se que por fin, voy a salvar a la humanidad.

No temas!

Que mi aventura recién comienza.

Continuara….arcoiris

Todo comentario, es una caricia para mi alma…

Gracias.

Atte: Amor Entre Estrellas

Amor, Paz, y Armonia.

Anuncios

26 comentarios sobre “El niño del Arbol de la Vida

  1. Hermosa y excelente historia, coincidencialmente me tope con este cuento tan alentador e inspirador en estos momentos en los que como dice la historia uno se pregunta donde estoy y hacia donde voy? y el maestro interno siempre te responde y te da las señales y la guia que necesitas en este camino tan bello del despertar, seguir nuestra misión sustentando cada acción desde lo que somos “el amor”…

    Le gusta a 1 persona

  2. Siento que debo comunicar lo que he sentido leyendo y escuchando esto tan hermoso. He llorado de alegria, por la cercanía del amor que me has hecho sentir y he podido cerrar alguna cosita que rondaba por aquí, gracias por la luz que aportas, siento gratitud infinita.

    Le gusta a 1 persona

    1. Y vos no te das una idea el hermoso sentimiento que generas en mi haciendome saber eso. Realmente te agradezco. Es una pequeña caricia para mi alma. Gracias a vos Luz!!
      Gracias! Un abrazo infinito lleno de Amor. 💕🌠🙏🏻

      Me gusta

  3. El unico sentimiento que da luz, es el amor…amor de padre y madre, de hijo, de hermanos, de amigos…el amor sana…te felicito y estoy orgullosa de vos! Y espero el proximo obvio!!

    Le gusta a 1 persona

    1. Muchisimas muchisimas gracias Celesh! Aprecio desde lo mas profundo de mi corazon cada una de tus palabras y hasta me emociona saber lo que me dijiste enel comentario anterior. No me queda mas que repetirte mi agradecimiento por tus bellas palabras y que el amor la armonia y la felicidad te acompañen 🌠🙏🏻💕

      Me gusta

  4. La verdad que es tremendamente maravilloso. Si en tu mente se encuentra lo que sigue o deseas hacer algo parecido, por favor, compartelo. No pensé que este pensamiento de la vida y la muerte con la literatura se iban a juntar en otra persona, ya que yo también lo siento así. Gracias por animarte y por, inconscientemente y sin conocerme, redactaste cosas que están en mí. ¡Muchos saludos y sigue así!

    Le gusta a 1 persona

  5. Gracias podrá abrir tu corazón y transmitir todo lo que sentís es hermoso como dejas volar tu imaginación y la paz que transmitis en tu mensaje
    Seguí por ese camino de la narración que inspira !!!
    Paula

    Le gusta a 1 persona

    1. Una hermosa reflexión entre La vida y La muerte ,entre La oscuridad y La Luz y sobretodo Saver que siempre hay alguien que nos guia y dentro nuestro encontrar las respuestas. Felicitaciones amor entre estrellas por este hermoso Niño del Árbol.

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s